Publicidad

Política de privacidad de Google

Últimos artículos

Frecuencia Cardiaca y Riesgo Cardiovascular

frecuencia cardiaca y riesgoDiferentes estudios han demostrado que la...

Tratamiento de la Fibrilación Auricular

tratamiento de la fibrilación auricularTratamiento de la fibrilación auricular rápida

...

Bloqueo auriculoventricular, ejercicio físico y deporte

bloqueo AV y deporteEl bloqueo auriculoventricular (AV) puede...

Enlaces

Afección cardiaca del SIDA

PDF Imprimir E-mail
  Valoración: 0 / 5 - 0 votos

Lunes, 18 de Marzo de 2013 09:37

Los pacientes infectados con el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) pueden desarrollar enfermedades cardiacas. Las más habituales son la pericarditis, endocarditis, cáncer del corazón, hipertensión pulmonar y la enfermedad coronaria. Los mecanismos causales de estas afecciones son, fundamentalmente, las infecciones y los medicamentos para el VIH. Debido a que la mayoría de los casos de enfermedad del corazón en pacientes con VIH están asociados con infecciones, los antimicrobianos son un tratamiento común. Los pacientes pueden reducir su riesgo de enfermedades del corazón haciendo ejercicio, comiendo saludablemente y no fumando.

La pericarditis es una posible complicación de la infección por VIH o SIDA. Los síntomas típicos son dolor de pecho, dificultad para respirar, fatiga y fiebre. También puede aparecer tos seca y edemas. La pericarditis, generalmente, es causada por una infección por gérmenes como el estafilococo, la tuberculosis o herpes simple. Los pacientes con pericarditis también pueden tener derrames pleurales. La investigación sugiere que la tasa de supervivencia a los seis meses de los pacientes con SIDA que tienen pericarditis con derrame pleural es del 36%, frente al 93% de los pacientes con SIDA que tienen pericarditis sin efusiones pleurales. La exploración física en la pericarditis suele mostrar el característico roce pericárdico a la auscultación. El ECG, la rx de tórax y el ecocardiograma permiten confirmar el diagnóstico. El tratamiento de la pericarditis depende de la causa subyacente. Si se trata de una infección, los pacientes recibirán antibióticos. La medicación específica y la duración del tratamiento dependen del tipo y gravedad de la infección, así como de la salud general del paciente. Además, se suelen administrar antiinflamatorios, que reducen la inflamación y alivian el dolor torácico. En caso de derrames pericárdicos o pleurales importantes, puede ser necesario drenar el líquido mediante punción.

Algunos pacientes con VIH pueden desarrollar endocarditis. Dado que estos pacientes tienen sistemas inmunitarios debilitados, los gérmenes pueden invadir el torrente circulatorio y llegar a infectar el endocardio. Las bacterias causan la mayoría de los casos de endocarditis, pero los virus, hongos y otros microorganismos también pueden conducir a la enfermedad. Los síntomas comunes de la endocarditis son la fiebre, escalofríos, fatiga, debilidad, dolor muscular y de las articulaciones, dificultad para respirar, sudoración nocturna, tez pálida, tos persistente, sangre en la orina, pérdida de peso inexplicable, dolor en el bazo, soplo cardíaco nuevo y la hinchazón en las piernas o el abdomen. Algunos pacientes pueden desarrollar manchas cutáneas rojas e indoloras, localizadas en las palmas de las manos y en las plantas de los pies (manchas de Janeway) o nódulos eritematosos dolorosos en las yemas de los dedos de la manos y de los pies (nódulos de Osler). El examen oftalmológico puede mostrar hemorragias retinianas caracterizadas por un área central clara (Manchas de Roth) y pequeños puntos de hemorragia (petequias) que se pueden detectar en la conjuntiva. Mediante análisis de sangre, cultivos, ecocardiograma y radiografía de tórax se puede confirmar el diagnóstico. El análisis de sangre puede revelar anemia, que es frecuente en la endocarditis. El ecocardiograma puede mostrar las imágenes típicas de vegetaciones en las válvulas. Si no se trata, la endocarditis puede dañar las válvulas cardíacas y producir insuficiencia cardiaca, que puede ser mortal. Si este daño queda permanente, puede conducir a insuficiencia cardíaca crónica. Sin embargo, la mayoría de los pacientes que son diagnosticados y tratados con prontitud experimentan una recuperación completa. Los pacientes deben recibir antibióticos por vía intravenosa. Los antibióticos y la duración del tratamiento dependen del tipo y la gravedad de la infección, así como la salud general del paciente.

Dado que los pacientes con VIH tienen un sistema inmunitario debilitado, su riesgo de desarrollar cánceres aumenta y algunos pueden diseminarse hacia el corazón. Ciertos pacientes con VIH / SIDA desarrollan sarcoma de Kaposi o linfoma no Hodgkin que invaden el corazón. El sarcoma de Kaposi es un cáncer que se desarrolla en tejidos conectivos, tales como hueso, cartílago, grasa, vasos sanguíneos, músculo o tejidos relacionados con los tendones o los ligamentos. Se ha demostrado que el virus del herpes humano 8 causa el sarcoma de Kaposi relacionado con el SIDA. En casos raros, el sarcoma de Kaposi puede extenderse al corazón. Si esto sucede, la mayoría de los pacientes no experimentan problemas de funcionamiento del corazón. De hecho, el sarcoma de Kaposi que se ha extendido al corazón rara vez se diagnostica, porque los pacientes no suelen presentar síntomas que sugieren que el corazón tiene cáncer. La mayor parte de estos casos se identifican durante una autopsia. El linfoma no Hodgkin afecta a, aproximadamente, el 20% de pacientes VIH / SIDA y se ha asociado con el virus de Epstein-Barr. En raras ocasiones, este tipo de cáncer se puede diseminar al corazón. El cáncer que invade el corazón se ha vuelto poco común desde la introducción de la terapia antirretroviral de gran actividad. Esta terapia es una combinación de medicamentos antirretrovirales que suprimen el VIH y estimulan el sistema inmunológico.

Los pacientes con VIH tienen mayor riesgo de desarrollar enfermedad arterial coronaria. Se desconoce exactamente por qué los pacientes con VIH tienen más probabilidades de desarrollar arteriopatía coronaria, pero se ha relacionado con el tratamiento del VIH. Algunos estudios sugieren que los pacientes que toman antirretrovirales llamados inhibidores de proteasa tienen un mayor riesgo de ataques cardíacos. Los pacientes con enfermedad coronaria pueden sufrir angina de pecho o infarto de miocardio. Los medicamentos habitualmente utilizados para tratar la enfermedad coronaria incluyen antiagregantes plaquetarios (como la aspirina o clopidogrel), beta-bloqueantes (como metoprolol, atenolol o bisoprolol), bloqueadores de los canales de calcio (como amlodipino, diltiazem o verapamil) y nitratos (como la nitroglicerina y el mononitrato de isosorbide). Las arterias que están severamente estenosadas pueden necesitar ser sometidas a angioplastia y colocación de stent. La cirugía de derivación coronaria puede requerirse cuando varios vasos sanguíneos presentan estenosis severas.

La hipertensión arterial pulmonar es común en los pacientes en los que ha avanzado el SIDA. Se desconoce exactamente por qué los pacientes con VIH tienen un mayor riesgo de desarrollar hipertensión pulmonar. Sin embargo, muchos pacientes con VIH tienen otros factores de riesgo conocidos, como el abuso de drogas por vía intravenosa o enfermedad hepática crónica. Los síntomas comunes de la hipertensión pulmonar incluyen dificultad para respirar, fatiga, mareos, presión en el pecho o dolor, cianosis, taquicardia y edemas (hinchazón de los tobillos, las piernas y el abdomen). Se ha observado que la presión arterial pulmonar es mayor en los pacientes con VIH que no reciben antirretrovirales. Por lo tanto, los pacientes con VIH con presión pulmonar arterial alta deben comenzar la terapia antirretroviral si no la están recibiendo ya. Además de los antirretrovirales, los pacientes pueden recibir diuréticos, vasodilatadores como prostaciclina, antagonistas del receptor de la endotelina como bosentan, altas dosis de bloqueadores de los canales de calcio como amlodipino, y anticoagulantes orales como la warfarina o acenocumarol. Algunos pacientes también pueden recibir suplementos de oxígeno. Los pacientes con hipertensión pulmonar severa que no responden a otros tratamientos, puede necesitar un trasplante de corazón y pulmón.


Productos naturales de EEUU. Envíos a todos los países.
Ginseng Fuzion™ is a blend of six powerful, herbal adaptogens which includes the potent American ginseng. Ginseng Fuzion promotes energy and balance.VeganSafe™ B-12 is a blend of the two most bioactive forms of vitamin B-12, an essential nutrient for normal energy levels and the cardiovascular system.Aloe Fuzion™ is a powerful aloe vera supplement made from 100% organic inner leaf aloe vera gel. Supports the immune system, skin, and even gut health.Hematrex® is an herbal circulatory system support formula that promotes blood vessel strength and elasticity for healthy blood flow throughout the body.Androtrex® is a vegan-friendly, herbal formula specially crafted to help support normal hormone balance in men and naturally strenghten male vitality.Female Fuzion™ is a premier, herbal hormone balance formula for women that helps to support normal energy levels, increase vitality and regulate mood.

Última actualización el Lunes, 18 de Marzo de 2013 09:40
 


¡ATENCION! TU VIDA ESTÁ A PUNTO DE CAMBIAR ...


"¿Por Qué No Llevar Una Vida Verdaderamente Cardiosaludable, Cuando Conseguirlo Es Tan Fácil?"


¡Descarga gratis nuestras guías y podrás lograrlo!



   Valore este contenido:
   PeorMejor 


Consultas

consultaConsulta al Cardiólogo
Envía tu consulta sobre enfermedades cardiovasculares y el cardiólogo te responderá

Complementos

complementosComplementos naturales
Entra y encuentra todos los productos dietéticos de medicina natural que necesitas

Foro

foroParticipa en el Foro
Haz tus preguntas y consulta las respuestas sobre las enfermedades del corazón y las arterias

Directorio

directorioDirectorio de enlaces
Directorio de enlaces a webs y portales de salud y páginas relacionadas

Plan de empresa

plan de empresaPlan de empresa
Ejemplo de un plan de empresa para un negocio de productos para la salud

Google+

Google+Visítanos en Google+
Visita nuestra página en la red social de Google plus